org.primefacesprimefaces7.0
Select Page

1 Crónicas 20:4 “Después de esto aconteció que se levantó guerra en Gezer contra los filisteos; y Sibecai husatita mató a Sipai, de los descendientes de los gigantes; y fueron humillados.”

 

INTRODUCCIÓN

El texto habla del combate que tuvo un valiente de David contra un gigante.

Sibecai significa: Entrelazar.

Sipai significa: Precipitud, acelere, impaciencia, reactividad.

Gezer: Pozo, hueco.

 

El gigante de la precipitud actúa en nuestra vida en momentos de la adversidad para hacernos cometer errores que podrían llevarnos a empeorar la situación. Por lo tanto vamos a analizar cómo enfrentarlo y vencerlo.

 

  1. NO PRECIPITARNOS ANTE LAS ADVERSIDADES DE LA VIDA

precipitarse

Salmos 37:1-7 “No te impacientes a causa de los malignos, ni tengas envidia de los que hacen iniquidad. Porque como hierba serán pronto cortados, y como la hierba verde se secarán. Confía en Jehová, y haz el bien; y habitarás en la tierra, y te apacentarás de la verdad. Deléitate asimismo en Jehová, y él te concederá las peticiones de tu corazón. Encomienda a Jehová tu camino, y confía en él; y él hará. Exhibirá tu justicia como la luz, y tu derecho como el mediodía. Guarda silencio ante Jehová, y espera en él. No te alteres con motivo del que prospera en su camino, por el hombre que hace maldades.”

 

  1. Decisiones apresuradas pueden causar problemas

Muchas personas están sufriendo grande estrés por las deudas, ya que se metieron en ellas sin pensar bien, sin analizar si podrían manejarlas. La Biblia dice que debemos echar lápiz antes de tomar decisiones, pero si tomamos acciones irreflexivas, precipitadas podemos pagar las consecuencias.

~Jesús dijo que hay que hacer cuentas de los soldados antes de ir a la guerra y antes de hacer un negocio (edificar una torre). Es importante rodearse de asesores, personas especialistas en el área que se quiere emprender o invertir.

  1. Personajes bíblicos que se precipitaron y fracasaron

LEAN y compartan: ¿Cuál fue la consecuencia de la precipitud e impaciencia en cada caso?

a. Saúl: LEAN 1 Samuel 13:11-13

b. Nabuconosor: Daniel 3:10-11; 19-22

El rey Nabucodonosor se dejó derribar por el gigante Sipai (precipitud, impaciencia) por acelerarse. Cuando Sadrac, Mesac y Abed-nego, amigos de Daniel, deciden NO adorar su imagen de oro, los tiró al horno de fuego, pero en su afán precipitado, no pensó con cabeza fría, sino que ordenó que el horno de fuego fuera calentado 7 veces más, ignorando u olvidándose que un horno tan caliente, no tortura, sino que mata instantáneamente, en cambio un fuego lento es lo peor que hay y el fuego tan caliente lo que hizo fue matar a sus propios soldados, los encargados de tirarlos al horno de fuego.

c. Apóstol Pablo: Hechos 16:6

Pablo quería predicar a los asiáticos, pero Dios estaba pensando en los europeos. Él tuvo que reconocer que no podía ser de acuerdo a su propio criterio, sino que tenía que esperar en Dios.

 

  1. Personajes bíblicos que NO se precipitaron:

 a. David: Salmos 62:5 “Alma mía, en Dios solamente reposa, porque de él es mi esperanza.”

Una de las características de David, era que él consultaba al Señor antes de las batallas.

Él le preguntaba: “¿Pelearé contra esos filisteos?” “¿Pelearé contra esos amalecitas?” Y si Dios le daba luz verde, él tenía grande victoria. Nunca encontramos a David acelerado.

 

b. Jesús: LEAN –LUCAS 4:1-13

 

El diablo tentó a Jesucristo para que actuara precipitadamente sin pasar por la cruz del Calvario. Esa fue una fuerte tentación, evitarse la cruz, evitarse el derramamiento de sangre y obtener los reinos de este mundo, pero Cristo no actuó impulsivamente, no se precipitó, no fue irreflexivo; él prefirió el camino angosto y de sufrimiento de la cruz, para luego de resucitar y recibir el Reino porque la Biblia dice que todos los reinos ya son de Jesús.

2. CLAVE ANTE LAS DIFICULTADES: ESPERAR Y CONFIAR EN DIOS

Salmos 5:3 “Oh Jehová, de mañana oirás mi voz; de mañana me presentaré delante de ti, y esperaré.”

El discípulo de David que derrotó a este gigante Precipitación, se llamaba Sibecai, que significa “entrelazar.” Cuando estamos afrontando una situación delicada, debemos entrelazarnos con Dios, fortalecer más nuestra relación con Cristo. Debes entrelazarte con Jesús para que sea el amo de tu vida y pueda sacarte de ese pozo de desesperación.

 

ANÉCDOTA:

Cuando estalló la Segunda Guerrera Mundial, las granjas lecheras de USA entraron en crisis, pues todos los hombres de todas las ocupaciones estaban en servicio militar. Al no haber veterinarios la tuberculosis estaba creciendo en las vacas.

Los oficiales del ministerio de salud, iban cada 30 días a hacer pruebas al ganado, si salía    contaminado la orden era sacrificar a los animales infectados. Muchas granjas tuvieron que sacrificar cantidad de ganado, con la consiguiente quiebra.

Demos Shakarian era el dueño de una granja de 3000 vacas, de las cuales 1000 dieron prueba “sospechosa”:Si a los 3 días les salía una inflamación en el lugar de la prueba deberían morir.

Llamaron a Kelso Glover, para que orara por las 1000 vacas y como resultado todas las vacas fueron sanas. (Al parecer las vacas oían la oración y paraban las orejas)

CONCLUSIÓN:

En este tiempo moderno, todo el mundo anda apresurado, comemos rápido, trabajamos rápido, dormimos rápido, hablamos rápido y finalmente, morimos rápido, pero eso tenemos que desacelerarnos.