org.primefacesprimefaces7.0

Fe desafiante.

Tanto se fortaleció Moisés por las señales milagrosas que Dios le dio que su fe creció de nivel y fue hablarle a Faraón con autoridad.

Éxodo 5: 1-2 “Después de eso, Moisés y Aarón se presentaron ante el faraón y le dijeron: —Así dice el SEÑOR, Dios de Israel: “Deja ir a mi pueblo para que celebre en el desierto una fiesta en mi honor”. — ¿Y quién es el SEÑOR —respondió el faraón— para que yo le obedezca y deje ir a Israel? ¡Ni conozco al SEÑOR, ni voy a dejar que Israel se vaya!

Faraón que era el rey más poderoso y rico de ese tiempo con el imperio más gigantesco se burla de Moisés Y en lugar de liberar al pueblo lo carga con mayores trabajos forzados lo cual genera una crisis de fe en el pueblo de Israel.