org.primefacesprimefaces7.0
Select Page

Con agradecimiento a Dios y a los aportes generosos y voluntarios de personas con corazón dador, en la Misión Carismática al Mundo seguimos bendiciendo familias necesitadas, con mercados.

Doña Trinidad rompió en llanto cuando recibió el mercado de MCM, ya que ese día no tenía nada para comer y le había pedido a Dios un milagro de provisión. Al recibirlo alzó sus manos agradeciendo al Padre Celestial y no pudo contener sus lágrimas.

Agradecida con Dios y MCM por la provisión en medio de sus necesidades económicas